Eastwood y Leone: Revolución del western (I)

Print Friendly

13 Votos obtenidos¡Vótame!

.

2ª Entrega de ‘La trilogía del dólar’
3ª Entrega de ‘La trilogía del dólar’
4ª Entrega de ‘La trilogía del dólar’
5ª Entrega de ‘La trilogía del dólar’

“Un western italiano, rodado en España basado en un éxito japonés” eso es lo que le ofrecieron a Clint Eastwood, actor secundario de la serie “Cuero crudo (Rawhide)” (1959/65) en el verano del 63, hace ahora 50 años. Mientras James Coburn o Charles Bronson rechazaron esta locura, Eastwood no paró de verle ventajas; iba a viajar a lugares que no conocía, podría trabajar –y ganar un dinero- en verano, algo que tenía vetado en América por su contrato en la serie, además de hacer un remake de la película de Akira Kurosawa “Yojimbo” (1961) algo que dio un gran resultado con “Los siete samuráis” (1954) y “Los siete magníficos” (1960).  Si la cosa salía mal, el fracaso no afectaría a su raquítica carrera, ya que no llegaría a EE.UU., pero si salía bien… no llegó ni a plantearse lo que pasó después.

“Por un puñado de dólares” no es sólo la primera película que conforma la llamada ‘Trilogía del Dólar’, sino que es el film que inicia ese género que se conoce como spaguetti-western.

“Por un puñado de dólares” (1964)

Por un puñado de dólaresNo es este, como muchos piensan, el primer western italiano, pero sí es el que marcaría las pautas que posteriormente se seguirían. Evidentemente el responsable directo es su director Bob Robertson.  Si, si, Bob Robertson, no ha sido una errata ni nada por el estilo. La pasión por parecer auténticos westerns hacía que los europeos firmaran con un seudónimo inglés, en este caso Robertson (hijo de Robert en inglés) es porque el director era hijo de uno de los pioneros del cine italiano que además hizo la primera película del oeste del país de la bota “La vampira india” (1913). El director era Roberto Roberti, aunque su nombre completo era Roberto LEONE Roberti, y Bob Robertson, claro, es Sergio Leone.

Joe es un jinete que llega a un pueblo dominado por dos bandas en guerra, los Baxter y los Rojo. Viendo el panorama decide sacar partido ofreciéndose como pistolero al mejor postor y enfrentando a ambos clanes, pero el engaño se descubre y recibe una brutal paliza además de destrozarle la mano para que no pueda disparar. Pero una vieja plancha de acero le ayudará en un final antológico.

Como ya he dicho la trama está inspirada en “Yojimbo” de Kurosawa, pero esta estaba a su vez inspirada en la novela “La cosecha roja” de Dashiel Hammet, el mismo escritor de “El halcón Maltés”, de hecho el personaje original es un detective privado, que saca beneficio económico de todo este batiburillo, algo que no está en la película de Kurosawa, pero sí en la de Leone.

Eastwood borda su personaje, incluso aprendió a fumar para darle ese toque masculino-malote que tiene. El tío—abuelo de Clint comenta que cuando llegó había un cacao monumental y que había mezclados vestuarios típicos del norte estadounidense con el oeste. Cuenta que él mismo llevó sus botas de la serie y alguna cosa más y compró el famoso poncho en una tienda en España. Esto último es una fantasmada del intérprete de “Harry, el sucio” (1971) ya que el poncho no es una vestimenta típica de España por un lado y, por otro, estaba ya en el guión original y sí que hubo uno de producción… aunque eso sí, solamente uno y lo reutilizaron en las otras dos películas. También dice la leyenda que no lo lavó en las tres películas.

a_fistful_of_dollars

El resto del reparto estaba compuesto por italianos, españoles y alemanes. Fue curioso porque cada intérprete decía su línea en su idioma. Es por eso que no hay un idioma original de las películas. En cada país se dobló de forma diferente. En España, por ejemplo, la voz de Joe/Clint Eastwood la puso Paco Valladares. Se hace raro saber que la mítica voz de Eastwood en estas películas las puso el que sería el televisivo marido de Maria Teresa Campos…

El sistema de censura americano en cine prohibía muchas cosas, como por ejemplo que se pudiera ver cómo alguien dispara y el receptor de la bala muere en el mismo plano o que una persona que se mueva por intereses puramente económicos y no morales acabara bien. Esto Leone lo desconocía e infringió estas y otras muchas reglas al hacer “Por un puñado de dólares”. Y éstas son las claves del éxito de la película, una violencia desmesurada para la época y que el personaje amoral sobrevive y se va con el dinero. Esto era tan inusual que cuando se estrenó la película en 1977 en la televisión estadounidense aún tuvieron que rodar un prólogo aliviando la amoralidad, haciendo que Joe el pistolero (interpretado por un actor al que evidentemente no veremos el rostro) es un reo al que se le encarga eliminar a los dos clanes. Ridículo, pero para la mentalidad estadounidense era lo que salvaba el film.

Clint Eastwood Per un pugno di dollariSin duda otra de las claves del éxito fue su banda sonora totalmente alejada de lo acostumbrado por compositores como Dimitri Tiomkin o clásicos del Western, siendo su concepción más rockera que orquestal. Utilizaría la guitarra eléctrica, los temas musicales serían muy minimalistas y secos. Esto se debe a la grandísima composición de un antiguo compañero de clase de Leone, el mítico Ennio Morricone. Estaba inspirada, como la cabecera de la cinta, en el exitoso James Bond, con su toque de guitarra rompedor para la época. Para que nos hagamos una idea de lo que supuso, es como si ahora se hiciera una del oeste con  música electrónica.

En el apartado técnico estamos más que acostumbrados a escuchar que era una película de bajo presupuesto y si, lo era para el cine estadounidense, 200.000$ de la época —de los cuales 25.000$ fueron para Eastwood—, pero era una auténtica superproducción para las paupérrimas cinematografías italiana, alemana y española. Como comenté antes,  se barajaron los nombres de James Coburn o Charles Bronson, grandes estrellas de la época. Y aunque los decorados estaban ya construidos en Hoyo de Manzanares y Colmenar Viejo, en Madrid, para las películas de “El coyote”, la entrada del pueblo era el pueblo “Los albaricoques” de Almería y algunos interiores eran los del museo de armas de la casa de Campo, casi todos los interiores se construyeron a propósito en Cinecitá. Hay planos con grúa y trávelin, algo que en los péplums que rodó previamente no pudo permitirse. Lo que pasa es que Leone no termina de estar cómodo con ese aparato técnico y todo tiene un aire forzado. Tampoco ayuda que los peinados y los maquillajes reflejaran la época en la que se rodó.

Clint_Eastwood_-_1960sEn cuanto a guión Joe es un tipo inteligente que sabe sacar partido a las situaciones, así que entre el personaje y el carisma del intérprete nos llevan al huerto, pero el resto de personajes son de una pieza. No hay evolución dramática alguna y lo único interesante es ver cómo sale de cada treta con pocas y mordaces palabras. Tampoco Morricone se encuentra del todo a gusto con una composición totalmente encargada, sin nada despojado casi por completo de su sonoridad habitual.

Es una película primeriza, con muy buenas ideas, pero no tan perfecta como tiende a considerársele, aunque su aura mítica hace que “El magnífico extraño”, que era el título que iba a tener en un principio para poder hacer un juego con “Los 7 magníficos”, le engrandece y sí que es cierto que es perfecto germen de lo que en los dos años siguientes veríamos, también es cierto que el pulso narrativo de Leone es muy superior al de la mayoría de directores de western contemporáneos y la verdad es que es una película muy divertida de ver.

Un 6 es una nota justa para este emblemático título de culto, aunque los mitómanos querrán arrancarme el pellejo, porque para ellos la nota será un 9.

En España la estrenó Izaro films y tuvo la enorme cantidad de 3.281.146 espectadores. Como dije antes, su presupuesto fue de 200.000$ y su recaudación global fue 14.500.000$. Vamos, que recaudó 72 veces lo que costó, que no está nada mal. Hagamos ajustes a septiembre de 2013, 49 años después. El presupuesto en 2013 serían unos ajustados 1.464.800 dólares, poco más de un millón de Euros y recaudaría a nivel internacional 106 millones de dólares.   Con esos números es alucinante descubrir que a Leone le escatimaron su sueldo como guionista y le dijeron que ya se lo pagarían más adelante.

Título original: Por un puñado de dólares/ Per un pugno di dollari/ Für eine handvoll dollar

Reparto: Clint Eastwood (Joe), Marianne Koch (Marisol), Gian Maria Volonté (Ramón Rojo, acreditado como John Wells), Wolfgang Lukschy (John Baxter)

Dirección: Sergio Leone (como Bob Robertson)

Guión: Adriano Bolzoni, Victor Andrés Catena, Sergio Leone, Jaime Comas basado en la película Yojimbo

Producción: Alvaro Núñez, M. Maturana para Ocean films (España), Arrigo Colombo (como Harry Colombo), Giorgio Papi (como George Papi) para Jolly films (Italia) y Constantin film (alemania)

Año: 1964. Estreno en España: 27 de septiembre de 1965  

Duración: 97 mins.

Música: Ennio Morricone (como Leo Nichols)

Presupuesto: 200.000 dólares (sin ajustar)

Taquilla: 14.5 millones de dólares (sin ajustar)

Redacción: Juan Pablo Pérez Padial

Sobre Maria José Díaz-Maroto García

Cinéfila empedernida buscando la serie perfecta. Combino mi pasión por el cine con las series y los libros. Redactora Jefe de Cine de esta gran comunidad que es Pandora Magazine y propietaria de un pequeño blog donde extiendo mi pasión por el cine, la literatura, las series y etcétera: 'Delirios, Literatura, Cómics y Películas'.