La fiesta del crespillo de Barbastro

Print Friendly
1 Votos obtenidos¡Vótame!

.

Fiesta crespillo barbastro

El domingo 16 de Marzo, si paseabas por el centro de Barbastro, en la provincia de Huesca, un olor dulzón invadía tus fosas nasales. Si perseguías ese delicioso olor, te acercaba poco a poco a una plaza peatonal, llamada la Plaza del Mercado.

El peculiar lugar de la ciudad estaba invadido no solo por los más variopintos olores sino también por el bullicio de la gente. Observando la escena me percaté que estaban preparando Crespillos; porque se preparan al aire libre y a la vista de todo aquel que quiera ver la elaboración.  Aaaah … ¿Pero que no sabéis lo que son estos singulares y deliciosos postres?, pues eso lo arreglo ahora mismo.

Los crespillos son unos postres fritos tradicionales de esta población, capital de la comarca del Somontano, y sus ingredientes principales son:

– Hojas tiernas de borraja

– Harina

– Azúcar

– Huevos

– Gaseosas de sobre

– Leche

– Anís

–  Aceite de oliva

De unos cocineros a otros varía mucho la receta, pero como en Pandora Magazine somos muy curiosos y pensamos que algún secretillo debía tener este peculiar postre le preguntamos a Elita Davía, presidenta del Grupo cultural de Tradiciones, cuál era. Muy amablemente nos respondió y nos contestó que antes sí se consideraba un secreto, pero que ahora ya no, que lo que lo hace tan especial es un cocimiento de piel de naranja, limón.

Aprovechando la ocasión, también le pedimos describiera a los lectores de nuestra revista a qué sabe un crespillo. Nos respondió que era como comer un buñuelo dulce y fino con una verdura dentro, un sabor diferente. Anima a todo aquel que no lo conozca a venir hasta Barbastro para probar este postre tan ancestral.

Sé que a muchos les puede extrañar y tal vez ni si quiera conozcan lo que es una borraja. Es una verdura típica de Aragón, y en estos tiempos ya es fácil encontrarla en muchos sitios de España. Para la elaboración de la receta cogeremos la hoja bien limpia y cruda, y se reserva hasta conseguir el preparado para rebozarla. Se mezclan los otros ingredientes hasta obtener una masa homogénea, aunque hay quien le añade al preparado un poco de cocimiento del que antes os hemos hablado. Luego se reboza, se fríe y se espolvorea con azúcar o canela, según el gusto de cada cocinero. Y ya está…. ¡listo para comer!, que calentitos saben más ricos; aunque la degustación empieza más tarde.

Este manjar es preparado año tras año, desde hace veintiún años ya, por el Grupo Cultural de Tradiciones. En esta edición, junto con el apoyo del Ayuntamiento de Barbastro, han iniciado las gestiones para solicitar que el Departamento de Turismo del Gobierno de Aragón, declare la fiesta del Crespillo como Fiesta de Interés Turístico Regional.

La elaboración se reparte en 12 hornillos y su preparación no solo es realizado por ese maravilloso Grupo cultural, sino también por aproximadamente 70 voluntarios, entre los que se encuentra el Gremio de Hosteleros, el de Pasteleros o el de las Amas de Casa. También está en los fogones el alcalde de la ciudad  D. Antonio Cosculluela,  preparando todos juntos con alegría y entusiasmo más 10.000 crespillos… Sí, sí… ¡habéis oído bien! Y todo por preservar una tradición.

Y en la organización, que piensan en todos, realizan también crespillos sin gluten y sin lactosa.

Muchos os preguntaréis cuál es el origen de esta singular fiesta. Todo comenzó, como en muchas ocasiones, por mantener las raíces y costumbres ancestrales; y así de generación en generación ha pasado esta receta. Antiguamente, en el mundo rural, los crespillos se  elaboraban como método de aprovechamiento. Así las mujeres aragonesas utilizaban lo mejor de la verdura para la comida y sirviendo de postre lo que normalmente se tiraba.

Según la tradición, el domingo más cercano al 25 de marzo, festividad de la Encarnación, en que la Virgen se quedó encinta para dar a luz nueve meses después, en diciembre; fecha que a la vez que se recogen las aceitunas de los olivares. Si la Virgen y las oliveras obtienen su fruto a la vez, es probable que se preñaran también al mismo tiempo. Por eso la realización de ese postre debe tener lugar el 25 de marzo, para propiciar el preñado de las oliveras, es decir, para que se polinicen las flores de los olivos y den buena cosecha. Aunque en algunas ocasiones, como en este año, se cambie la fecha.

Y cuando llegan las 12 del mediodía, comienza el reparto de los crespillos por las Damas mayores e infantiles de Barbastro. Este momento es amenizado por Los Dulzaineros, agrupación folclórica de la ciudad.

Os esperamos el año que viene en Barbastro para degustarlos.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

 

Redacción y fotografía: Luisa Fernanda Barón Cuello

Sobre pandoramgzn