Reseña | Desayuno en Júpiter.

     Andrea Tomé | Plataforma Neo | 435 págs | 17.90€ | Español | Comprar aquí Cuando Ofelia y Amoke se conocen, sus mundos parecen completamente contradictorios. Ofelia es […]
Print Friendly
2 Votos obtenidos¡Vótame!

 

   Andrea Tomé | Plataforma Neo | 435 págs | 17.90€ | Español | Comprar aquí

Cuando Ofelia y Amoke se conocen, sus mundos parecen completamente contradictorios. Ofelia es el caos, la apasionada por la astronomía que ha suspendido la Selectividad y que pasa su año sabático en Gales con su padre, vendiendo mermelada orgánica, y tratando de encontrar su propósito en la vida. Amoke es el orden, una solitaria y responsable estudiante de Biología que pasa todo el tiempo que no está en la universidad cuidando de su hermano y leyendo libros de Charles Darwin. Lo único que Ofelia y Amoke tienen en común son Virginia Wonnacott (una excéntrica y ermitaña novelista de noventa años), una peculiar ONG y la sensación de no tener una vida completa. Cuando Virginia Wonnacott le ofrece trabajo a Ofelia, los mundos de estas dos chicas se juntan. Mediante discusiones, libros de segunda mano, cartas y mensajes de madrugada, Ofelia y Amoke se entrelazan en un viaje para encontrar un futuro que no sabían que existía y descubrir los sentimientos de la una hacia la otra.

Muchas gracias a Plataforma Neo por el ejemplar.
 
A decir verdad empecé este libro con unas expectativas maravillosas, las cuales se han ido cumpliendo a lo largo de toda la novela, incluso superándolas con una gran diferencia, lo cual me ha dejado maravillada ya que tenía pavor de encontrarme ante una gran decepción del año.
La trama de la novela es muy sencilla y a decir verdad monótona pero no aburrida. Los giros literarios son escasos pero los que hay están de maravilla y están bien ajustados a la historia. A pesar de el cuerpo de la novela sea monótono se lee muy deprisa debido a la distribución de los capítulos. Andrea ha decidido poner un gran número de capítulos de una extensión media para poder lograr atraer al lector y conseguir que no se aburra en páginas infinitas. Esto, sumado a un vocabulario elaborado pero ameno a la par que rico, facilita la lectura de la novela.
En cuanto a los personajes, he logrado conectar con ellos desde el principio a pesar de que con algunos tuve grandes dificultades para poder entender tanto su forma de vida como su planteamiento dentro del libro debido a la intromisión de la ‘fantasía’ de la novela, por llamarlo de alguna manera. Sin embargo, a medida que iba avanzando en la historia iba encajando dichos personajes en cada lugar por lo que no tuve ningún tipo de problema. Los personajes están muy bien elaborados, con unas aptitudes y personalidades características que hacen que te envuelvas de lleno en la novela creyendo que tu mismo estás participando en la misma. La evolución de los protagonistas es increíble, conociendo diferentes formas de pensar a medida que la novela va trascurriendo. Otro aspecto que ayuda a centrarte en la novela de lleno son las descripciones de los lugares y situaciones.
Un rasgo que me gustaría destacar a pesar de que parezca insignificante es el catálogo de nombres tan diferentes y variados que existen en todo el libro. Quizás no he escuchado ninguno de los nombres mencionados y la verdad que es una verdadera ilusión poder leer una novela donde los nombres son los típicos que solemos leer a lo largo de un libro. Otra variante a destacar son las enfermedades y las religiones. Sin revelar mucho de la trama, me gusta como la autora se ha informado tanto ella misma como lo ha hecho en nosotros a través de su libro de enfermedades que yo por lo menos no conocía. Lo mismo ocurre con las religiones, muy variadas y diferentes. A pesar de que parezca una tontería, para mí, estos tres rasgos son muy importantes ya que entre otras cosas, estos pequeños detalles son los que convierten una novela en un libro original, sencillo y lleno de variedad y riqueza tanto cultural como personal.
En esta novela cabe destacar un aspecto que creo que seguro que lo han mencionado en todas las reseñas de este libro y si no, seguro que lo harán. Hablo de la homosexualidad o bisexualidad, como queramos llamarle ya que en esta novela puede decirse que se tratan ambos temas. Me ha gustado mucho que Andrea introduzca este tema de manera tan suave y sutil ente las protagonistas. Me ha gustado la forma en la que lo ha tratado todo. Me ha encantado, que digo ¡Fascinado! Que muchos de los personajes pertenezcan a esta comunidad. Y si, puede sonar un poco irreal ya que esta comunidad es una minoría en respecto a los heteresexuales pero a decir verdad, pienso que es estrictamente necesario la intromisión de estos personajes ya que este libro puede ser leído por pre – adolescentes que seguro que agradecen leer una novela de esta índole.
En conclusión, Desayuno en Júpiter ha sido un descubrimiento. La primera vez que leía algo de Andrea Tomé y sin duda, pienso leerme sus otras novelas ya que su pluma es amena y agil ya demás, hace que te metas de lleno en la historia siendo un personaje más. Un libro lleno de emotivas situaciones y momentos. Un libro entrañable, un libro sencillo que sin duda refleja en parte la sociedad en la actualidad. Con un toque de fantasía y magia que hace aún más que la historia sea preciosa. Altamente recomendado.

Sobre Rocío García